fbpx

Poda de formación del castaño

Formación de la copa en un castaño

La poda de formación de los castaños durante sus primeros años es un factor muy importante para la futura producción de fruto, nos ayuda a mantener la copa con una buena aireación y exposición al sol, aumentando la productividad y mejorando el estado sanitario de nuestros árboles.

¿Cuándo debemos realizar la poda de formación del castaño?

La poda de formación del castaño debe realizarse en invierno, durante la parada vegetativa del árbol, lo ideal es hacerlo justo antes de la subida de la savia, entre finales de febrero y marzo, de esta forma la herida no permanece tanto tiempo sin cicatrizar como sucedería si podáramos mucho antes de la subida de la savia. Podaremos en días secos para evitar la proliferación de los hongos.

Herramientas para la poda de formación del castaño
Una herramienta adecuada, bien afilada y desinfectada es fundamental antes de comenzar a realizar trabajos de poda.

Recomendación para las herramientas

Recomendamos evitar el uso de motosierra y usar tijeras de una y dos manos y serrucho manual bien afilados, también usaremos una navaja para repasar los cortes más gruesos eliminando las rebabas donde se pueda acumular el agua, al hacerlo con estas herramientas se garantizan cortes más limpios, además de una correcta cicatrización de las heridas, sirviendo como medida preventiva contra el chancro.

Anillos de cicatrización de los castaños

Un factor muy importante a tener en cuenta, en la poda de formación del castaño, es la necesidad de desinfectar la herramienta con agua oxigenada entre un castaño y otro o entre cortes de cierto diámetro. Una vez realizados los cortes, se aplicará pasta cicatrizante con fungicida, para acelerar el proceso de curación y evitar la entrada de hongos.

La forma correcta de podar un castaño
Los cortes alejados del punto de inserción forman tocones, de esta forma no llegan a cicatrizar y comienzan a ser atacados por hongos lignícolas, que con el tiempo entrarán en el tronco principal y perjudicarán al árbol gravemente. La poda de desmoche o “demouca”, muy utilizada tradicionalmente para realizar injertos de corona, obtener vigas y leña, provoca cortes con demasiado diámetro por donde entra el chancro, por lo que es totalmente desaconsejable.

¿En qué cosiste la poda de formación del castaño?

La poda de formación consiste en darle forma a la parte productiva de la planta de forma compensada y equilibrada. Hablaremos de la formación más frecuente, en forma de vaso, aunque también es posible una formación en eje central. 

La formación en vaso

La formación en vaso comienza el primer o segundo año de plantación con el despunte del árbol, al eliminar la yema apical se estimula la producción de ramas laterales que nos servirán como brazos para formar la estructura el siguiente año.

Formación de la copa en un castaño

La copa la podemos formar a la altura que queramos, sin embargo, si se van a mecanizar ciertos trabajos es recomendable realizar este despunte a partir de los 2 metros. Para la formación de la estructura tendremos que seleccionar las ramas principales que harán de brazos de soporte, lo ideal es que la inserción de estas ramas al tronco se localicen en distintos puntos, escalonadamente, y formando un ángulo de aproximadamente 45º.

Poda de formación en vaso
Poda de formación en vaso de un castaño variedad longal de 5 años, se mantienen 3 ramas principales, que serán el soporte principal de la copa. Las ramas más altas se despuntan por encima de una yema orientada hacia el exterior, de forma que el árbol cree una copa abierta.

Estas ramas o brazos principales serán preferiblemente 3, aunque pueden ser más en función de cómo se haya desarrollado el árbol, y siempre equidistantes entre sí, a partir de ellos se formarán nuevas ramas estructurales que iremos despuntando y abriendo, siempre buscando la apertura de la copa.   

Formación de la copa en un castaño
Formación de un castaño de la variedad Famosa para la creación de una copa abierta a 2 metros, que posteriormente se dejará a fuste libre.

 

Injertando castaños
Generalmente para el injertado de árboles de cierto tamaño se realizan injertos en corona, que requieren de cortes gruesos y planos con alto riesgo de infección de chancro. Una alternativa es realizar injertos a inglés en cada una de las ramas principales y aprovechar para conformar el árbol, como en el caso de estas imágenes.

ERRORES A LA HORA DE PODAR:

  • No utilizar herramientas adecuadas y bien afiladas.
  • No desinfectar correctamente la herramienta entre poda y poda.
  • Realizar el corte muy separado o muy cerca del punto de inserción de la rama (el corte debe realizarse en el anillo de cicatrización).
  • En poda de ramas gruesas, no realizar previamente un corte de descarga para evitar la rasgadura de la corteza.
  • No utilizar pasta cicatrizante con fungicida.
  • No repasar cortes gruesos con la navaja, para eliminar las rebabas donde se acumula el agua.
  • No eliminar doble guías en la formación, de forma que queda una arruga muy marcada donde se acumula agua y por donde puede entrar la enfermedad del chancro, además del peligro de que el árbol se parta en dos con el tiempo.
  • Hacer podas demasiado severas, que provocan la emisión de muchos chupones y disminuyen la producción.

 

 

El chancro en los castaños
IMPORTANTE!!! Uno de los principales enemigos del castaño es el chancro, las heridas provocadas al castaño por la poda u otras circunstancias son el punto de entrada de este hongo patógeno. En caso de detectar chancro durante la formación de la planta lo recomendable es cortar por lo sano y quemar la parte afectada. En árboles adultos tenemos la posibilidad de solicitar a la administración un tratamiento basado en el empleo de cepas hipovirulentas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2 comentarios de “Poda de formación del castaño

    • Xesús Foresta dice:

      Buenas tardes Cesar:

      Lo más probable es que para reducir la altura de forma tan considerable se requieran cortes de mucho calibre, el problema de esto es que las cicatrizaciones son muy lentas y posiblemente le ataque el chancro, un hongo muy problemático que acaba matando los castaños, por lo que en principio no sería recomendable realizar esta poda.

      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *